Valoración del Usuario: 0 / 5

estrella inactivaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactiva
 

 

Por Enmanuel Santos Rodríguez

El 25 de julio es un día especial para muchas regiones del mundo. En países como España, Chile, República Dominicana y Cuba se recuerda la memoria de Santiago, apóstol de Jesús y patrono de las ciudades que en estas naciones llevan su nombre.

 

Este santo, hijo de Zebedeo y hermano de Juan el evangelista, fue uno de los doce discípulos llamados por Jesús. Reconocido por la Biblia y la Tradición cristiana como Santiago el Mayor, para distinguirlo del otro apóstol de igual nombre, que era más joven que él.

Su nombre proviene del latín Jacomu. Aunque curiosamente, en una variante utilizada en la península española durante sus batallas, se convirtió en Yago y los hombres de tanto repetir Sant-Yago para encomendarse a sus favores, terminaron formando el nombre de Santiago.

Según las Sagradas Escrituras, presenció junto a Juan y Pedro la Transfiguración del Señor, fue testigo de la pesca milagrosa y la oración de Jesús en el huerto de Getsemaní antes de la Pasión. Sobre ello, el Papa Benedicto XVI, en una Audiencia General comentó: “Este Santiago, juntamente con Pedro y Juan, pertenece al grupo de los tres discípulos privilegiados que fueron admitidos por Jesús a los momentos más importantes de su vida”.

En nuestro país, los habitantes de la provincia Santiago de Cuba mantienen una relación con Santiago el Mayor que se remonta casi a los 500 años de fundación de la Villa, siendo la segunda ciudad de América en llevar este nombre. Su patronazgo constituye un símbolo de orgullo e identidad con alto contenido espiritual, pues la honradez y la nobleza son valores que los pobladores deben adoptar como cualidad santiaguera.

Este año, que la villa oriental arriba a 505 años de fundación, las celebraciones serán restringidas a causa de la Covid-19. Sin embargo, la tradicional Misa en el atrio de la Catedral y la bendición de la ciudad de Santiago de Cuba de manos del arzobispo, Monseñor Dionisio García Ibáñez, serán las principales celebraciones religiosas con las cuales, una vez más, los santiagueros invocarán la intercesión de su Santo y Patrono.

Escribir un comentario

Comente aquí


Código de seguridad
Refescar