Valoración del Usuario: 0 / 5

estrella inactivaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactiva
 

Por Neidys Hernández Avila

Los jóvenes de la ciudad de Camagüey celebraron este jueves 22 de octubre, mediante la oración, tres acontecimientos importantes: por el fin del aborto y a favor de la vida; la Hora Santa y la fiesta de San Juan Pablo II.

Como cada jueves a las 8 de la noche, los jóvenes de la ciudad de Camagüey se reunieron en una iglesia, esta vez no fue en la Capilla del Sagrado Corazón de Jesús como ya es costumbre, sino en La Merced.

Este lugar fue escogido por el Proyecto Esperanza para la Jornada de Oración #40DiasPorLaVida, que animan las Hermanas de la Divina Misericordia. Delante del Señor Sacramentado pidieron por el fin de aborto en nuestro país y en el mundo.

Además aprovecharon para celebrar la fiesta de San Juan Pablo II con la Misa presidida por Monseñor Willy, quien les recordó en la homilía que la visita del Santo a Cuba en el año de 1998, marcó la historia nacional y que la segunda Misa, celebrada en Camagüey, estuvo destinada a los jóvenes.

Fue motivo de júbilo y alegría y les recordó algunas frases que el Santo les dijo en aquella memorable ocasión: “Cristo los mira a cada uno, los mira y los ama. Por eso, ¡no tengan miedo de abrirle las puertas del corazón!”. Otra frase: “Tengan la seguridad de que Dios no limita su juventud ni quiere para los jóvenes una vida desprovista de alegría. ¡Todo lo contrario! Cristo les ofrece su amistad. Dio su vida para que los que deseen responder a su llamado sean, en efecto, sus amigos. Él les da la vida, les enseña el camino, los introduce en la verdad”. También la frase siguiente: “Cuando un joven vive ‘a su forma’, idealiza lo extranjero, se deja seducir por el materialismo desenfrenado, pierde las propias raíces y anhela la evasión. Sintiéndose amados por Jesucristo, ustedes podrán amar de verdad. Ustedes son la esperanza de la Iglesia y de la Patria”. Y por último: “No dejen para mañana el construir una sociedad nueva, donde los sueños más nobles no se frustren y donde ustedes puedan ser los protagonistas de su historia”.

Al concluir la Eucaristía se quedaron en Adoración al Santísimo hasta pasadas las 10 de la noche.

Escribir un comentario

Comente aquí


Código de seguridad
Refescar