Valoración del Usuario: 0 / 5

estrella inactivaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactivaestrella inactiva
 

Por Tania Bermúdez Rodríguez

Para poder acceder a la matrícula del Colegio Champagnat los padres pagaban una cuota mensual de $ 37.00 y los alumnos estaban en la obligación de cumplir estrictamente con las reglas establecidas.

 

En el reglamento del colegio se advierte que los alumnos desaprobados en el curso anterior, causaban baja inmediata y que los estudiantes que habían sido despedidos de otros colegios no serían admitidos. Igualmente, el reglamento señala la importancia de la puntualidad y la asistencia obligatoria a clases y actividades extra clases,  incluyendo las señaladas para domingos y días festivos. Se consignaba además que los desperfectos causados en locales o materiales del colegio, serían reparados por los alumnos implicados. Quedaba incapacitado para continuar su matrícula todo alumno cuya conducta exigía el empleo frecuente de medios coercitivos o fuera un obstáculo para la buena formación de los demás estudiantes.

Escribir un comentario

Comente aquí


Código de seguridad
Refescar