Valoración del Usuario: 5 / 5

estrella activaestrella activaestrella activaestrella activaestrella activa
 

Por:Gioberti Jiménez González

Si este joven floridano, de la barriada del central Agramonte, hubiese nacido en el tiempo y la región donde san Juan Bosco creó su oratorio para educar en la fe cristiana a niños, adolescentes y jóvenes a través de los oficios y las artes, estoy seguro que hubiera sido parte de su elenco como cantante de rap: ahora que Alién lo hace para Cristo y su pueblo. Lo descubrí al disfrutar del canto de salida en la Eucaristía para su ordenación sacerdotal en la parroquia Nuestra Señora del Carmen, en Florida, el sábado 18 de febrero pasado, donde la alegría y devoción de seguro la saboreó desde el cielo el padre Sarduy, a quien el padre Alién recordó con emoción al término de la festividad.

Los cristianos de Santa Cruz, Guáimaro, de la parroquia sede y de otras zonas que se congregaron, oraron por el nuevo sacerdote, quien un día encontró en la misión la necesidad de convertirse en presbítero y hacer vital el lema que escogió para su ministerio: Apacienta mis ovejas. (Jn 21, 17) La santa misa estuvo presidida por monseñor Willy, arzobispo de Camagüey, varios sacerdotes y diáconos de la arquidiócesis y otros visitantes, quienes primero escucharon, junto al pueblo de Dios, la homilía del prelado y después impusieron sus manos sobre la cabeza del nuevo pastor. La prédica del arzobispo resaltó que, Alién es el fruto de las oraciones de los fieles por el aumento de las vocaciones sacerdotales, que en él se refleja la ayuda económica de cada comunidad durante años para el sostenimiento de los seminarios y el  impulso, consejos, cariños y regaños que le dio la del central Agramonte que lo vio crecer, donde recibió y practicó el regalo de la fe, con Estela Infante al frente, quien ha velado durante muchos años por esa capilla que lleva el nombre de Nuestra Señora de La Caridad. Dijo también:
¡Qué maravilloso regalo nos hace Dios en este día! (…) El ejemplo que dio Jesucristo de las ovejas sin pastor, se convierte en algo dramático en nuestra patria y de modo particular en nuestra arquidiócesis. (…) ¡Qué difícil se le pondría todo a Satanás, si en Cuba hubiesen más sacerdotes! (…) ¡Cuánta ignorancia religiosa sería vencida! ¡Cuántas conciencias dormidas serían despertadas! ¡Cuántos cubanos encontrarían al verdadero Dios! Recemos para que cada pueblo de Cuba, además del médico de la familia, tenga su sacerdote (…)
Alién Cruz Fernández nació el 10 de septiembre de 1984 en Florida, Camagüey. Sus padres se nombran Justa Zoe Fernández Batista y Janio Evaristo Cruz. Realizó sus primeros estudios en la secundaria básica López Recio Loynaz. Luego matriculó en la escuela de economía Pablo Rojas, graduándose de técnico en servicio gastronómico. Trabajó como torcedor de tabacos durante cuatro años. En el 2007 inició su formación sacerdotal en el pre-seminario  San Agustín, formación que continuará dos años después en el seminario San Carlos y San Ambrosio de La Habana. Fue ordenado diácono en la Catedral de Camagüey por Mons. Juan García, el 18 de julio del 2016. Desde esa fecha ha ejercido su diaconado en las parroquias de Guáimaro y Elia.
En sus palabras de agradecimiento mencionó a su familia, sus amigos, sus profesores y sacerdotes cercanos a su formación. También a Estela Infante, a quien la califica como “misionera celosa y enamorada  de Dios”. Al salir del presbiterio, monseñor Willy se arrodilló ante ella y le pidió lo bendijera y rezara por él.
Nuestra oración es necesaria, para que siempre el padre Alién, ponga por delante de su propio bienestar, el de sus ovejas. Y, cuando cante rap, lo haga para amar y servir, como hace el buen pastor.

Comentarios   

Yarlin
0 #1 Gracias Mater por bendecirnos con Aliencito ya sacerdote!Yarlin 23-02-2017 02:03
Ver a un amigo, más que amigo, familia y especialmente como hermano mayor siempre velando como pastor con sus ovejas; es un orgullo para mí haber formado parte de tu vivir como seminarista, como joven entregado a la iglesia; como joven de Shoenstatt, como hermano, y hoy verte lograr tu primer meta, tu anhelo de regalar todo tu ser a merced de la iglesia, para cumplir la voluntad del Padre.
Te queremos mucho, siempre serás aliencito aunque ahora con un corazón más entregado; te damos gracias por tanto carisma, cariño y buena fe. Recibe nuestras oraciones que es lo más noble que te podemos brindar; ahora sí "Hacia el Padre" Quedamos en eso... Permanecemos fieles!
Citar | Reportar al moderador

Escribir un comentario

Comente aquí


Código de seguridad
Refescar